La primavera nos regala energía y percibimos la magia de la primavera con todos los sentidos: Vemos los primeros capullos, oímos la naturaleza que se despierta del invierno y disfrutamos por fin de los colores y los aromas que tanto echamos de menos durante el invierno.

Ese despertar de la primavera es precisamente el mejor momento para la limpieza a fondo, la famosa limpieza de primavera. Abrimos todas las ventanas y dejamos que el aire fresco y la energía entre en casa. Nos tomamos tiempo para preparar nuestra casa y nos dedicamos incluso a los trabajos que normalmente dejamos siempre para más tarde, como lavar las cortinas, ordenar el armario, clasificar el sótano…

Y cuando terminamos con la limpieza de primavera nos sentimos mucho mejor, aliviados, como si el haber limpiado lo que está a nuestro alrededor también hubiese limpiado nuestro interior.

¡Aquí os presentamos un par de consejos para realizar la limpieza de primavera sin ningún agobio!

1. La organización lo es todo

Escriba una lista con tareas a realizar para cada habitación y prepara todo lo que necesitas. Ve marcando uno tras otro todos los puntos de la lista, pues podrás sentir la satisfacción de ir avanzando paso a paso hasta cumplir tu objetivo.

2. Comenzar con suficiente energía

Antes de comenzar lo esencial es un desayuno completo, que te parecen, por ejemplo, los Overnight Oats Equilibrante uno de cuyos ingredientes nuestro Mujer Equilibrio YOGI TEA®.

3. Busca ayuda

Compartir el trabajo es avanzar a pasos de gigante. Y si tienes hijos la limpieza de primavera se puede convertir en un evento divertido con aprendizaje.

4. Piensa en el medio ambiente

Si es posible utiliza productos de limpieza ecológicos, como vinagre o bicarbonato, usa detergentes ecológicos o elaborados por ti mismo.

5. El ritmo correcto ayuda

Escucha tu música favorita. ¡Así puedes limpiar al ritmo de la música a la vez que cantas a todo pulmón tu canción preferida!

6. Declutter

La palabra inglesa declutter significa algo así como eliminar el desorden y deshacerse de los viejo e inútil. Deshacernos de los objetos que ya no hacen falta nos ayuda a eliminar balasto tanto interior como exterior. Menos objetos inútiles = más equilibrio.

7. ¡Pausa para una infusión!

¡Piensa también en las pausas! Prepárate una rica infusión y revitaliza tu espíritu con un par de ejercicios de yoga o de meditación – Te recomendamos el #7minuteschallenge.

8. ¡Y nada de hacer varias cosas al mismo tiempo!

Responder el correo mientras se friega el suelo o atender al Facebook mientras lava la loza no es una buena idea …evita de antemano las distracciones.
Dedícate única y exclusivamente a tu limpieza de primavera. Y sigue a rajatabla tu plan, sin saltarte ningún punto.

9. Limpieza consciente

La limpieza de primavera puede convertirse en un auténtico “ejercicio de atención” a efectos de “consciencia”. Concéntrate en el momento y el lugar actuales, en lo que estás haciendo, en los movimientos de tu cuerpo, los trapos, la fregona. Intenta eliminar todos los pensamientos negativos con la suciedad y los objetos inútiles.

10. La recompensa la obtendrás al final

¡Cuando hayas completado la limpieza de primavera te habrás ganado la recompensa! Quizás un bonito ramo de flores para la mesa limpia, un día de bienestar o una sabrosa comida en tu restaurante favorito.

Y ¿cuáles son tus trucos para una limpieza de primavera exitosa?

¡Cuéntanoslo!